‪Isidro Ibarra traicionó y defraudó; le apuraba sacar los pagos a empresa: Síndica de La Paz‬

La Paz, Baja California Sur (BCS). La síndica municipal del XV Ayuntamiento de La Paz, Rosa Evelia Solorio mencionó que, respecto a la salida del hoy exsecretario general de la presente administración, Isidro Ibarra Morales, el Cabildo tomó la decisión de separarlo de su cargo por traicionar la confianza y la amistad que incluso el presidente Armando Martínez Vega habría depositado en él, pues asegura que el exfuncionario abogaría a favor de la empresa concesionaria de alumbrado público, la cual exige un pago millonario tras una licitación presuntamente firmada por la administración pasada, encabezada en ese momento por Francisco Monroy.

En ese sentido, la síndica acusó a Ibarra Morales de traicionar la confianza de los regidores, del cuerpo del actual Ayuntamiento e incluso del Alcalde de La Paz, al tomar desiciones arbitrarias y actitudes sospechosas, por lo que por mayoría de votos en sesión de Cabildo, finalmente se votó por el separo de su puesto como Secretario General.

“ El Cabildo de La Paz aprobó con 13 votos a favor y 3 abstenciones, la separación de sus labores como secretario general de Isidro Ibarra Morales por actos de procedimiento institucional incorrectos, contrarios a decisiones tomadas como cuerpo colegiado, él tomó decisiones de manera unilateral que van en contra de  acuerdos previamente pactados y que podrían tener una consecuencia legal para el Ayuntamiento”.

Solorio, tachó las actitudes de traición que Ibarra Morales adoptó, supuestamente para favorecer a la empresa concesionaria de alumbrado público, y mencionó que éste “tomó atribuciones que no le correspondían, en contra de la voluntad y el trabajo en conjunto”.

Isidro Ibarra traicionó la confianza del cuerpo de gobierno municipal, traicionó  la confianza y la amistad que había depositado el alcalde Armando Martínez Vega al tomarse atribuciones que no le correspondían y traicionó la confianza por supuesto de todos nosotros como Ayuntamiento, por realizar actos en contra de la voluntad y el trabajo que todos juntos hemos venido realizando en esta administración”.

Al respecto, recordó que se trata de una licitación para brindar un servicio de alumbrado público al municipio de La Paz, a través de una empresa privada, la cual exigiría un pago mensual que asciende a los 4 millones de pesos, recurso con el cual, el XV Ayuntamiento de La Paz no cuenta.

“Al inicio de nuestra sesión, encontramos que un poco antes de salir, la pasada administración licitó la operación de un servicio de alumbrado público para que fuera presta do por una empresa privada, comprometiendo al Ayuntamiento a pagar casi 4 millones de pesos de manera mensual, aclarando este punto, nosotros nunca hemos abordado el tema del contrato en Cabildo, lo que revisamos fue una licitación que quedó inconclusa, que dejó la administración anterior”.

Tras la aprobación de esta licitación, presuntamente por el exalcalde paceño Francisco Monroy, ésta habría quedado inconclusa e inexistente en los registros del Congreso y del Gobierno del Estado, por lo que el Cabildo decidió cancelarla.

“Solicitamos informes al Congreso del Estado y al Gobierno del Estado, para saber si autorizaron al Ayuntamiento comprometerse de esta manera a largo plazo y comprometer participaciones federales y endeudarse bancariamente; como en Congreso y en el Gobierno nos hacen saber que no hay aprobación y que además nunca publicaron el fallo de la licitación y mucho menos un contrato, pues valorando la situación económica del Ayuntamiento de La Paz y las condiciones tan ventajosas que se plantean en esta licitación, pues decidimos cancelarla, más por que la administración anterior la dejó inconclusa”.

“A los pocos días sorpresivamente aparece esta empresa con un documento firmado por las anteriores autoridades y demandan amparo por la supuesta revocación del contrato, y por ello pues estamos en un ciclo, en el que le exigen al ayuntamiento el pago de más de 26 millones, aunque es extraoficialmente, por un servicio que no ha prestado la empresa y por un servicio que nosotros no debemos como Ayuntamiento un solo centavo”.

Por este tema, se llevaron a cabo los procedimientos legales correspondientes, mismos que se dictaminarían luego de la decisión de un Juez Federal, el cual establecería finalmente si el Ayuntamiento de La Paz debía o no, pagarle a la empresa privada.

“Él estaba más preocupado por que se le pagara a la empresa que por esperar la decisión y la última palabra del juez […] todo ha sido suposiciones y presiones de la misma empresa, entonces nosotros aún no tenemos una cantidad específica. El exsecretario general como te lo comentaba, traicionó toda nuestra confianza y defraudó a todos los que  se la otorgamos, rebasó sus atribuciones y actuó de manera arbitraria al responder por su cuenta, por decisión propia y sin pasar la parte previamente con el presidente municipal o con esta sindicatura, al responder una solicitud del juez, un requerimiento en forma y sentido que contraviene los acuerdos que nosotros tomamos con lo que afecta la estrategia que el Ayuntamiento planteó”.

No obstante, la síndica municipal acusó a Isidro Ibarra de tener nexos con la Asesora jurídica de Francisco Monroy, pues aseguró que en su momento pretendió proponerla para sustituir el cargo de Consejero Jurídico de la actual administración, lo cual levantó sospechas entre los integrantes del cuerpo municipal.

“Esta licitación se firmó unos días antes de que se fuera la pasada administración, con el señor Francisco Monroy fue cuando pretendió comprometer al Ayuntamiento en dar ese servicio y extrañamente, el Exsecretario general, llama a la asesora jurídica de Francisco Monroy en el juicio político, la llama a trabajar con él y en su momento proponerla para sustituir en su cargo al consejero jurídico, esto nos levanta muchas sospechas porque si es una persona que está asesorando a Francisco Monroy, ¿qué va a estar haciendo en la oficina de Isidro Ibarra?, todas estas acciones y actitudes en contra y totalmente opuestas a lo que en todo momento acordamos y mantuvimos como una estrategia legal y es por eso que se le perdió la confianza y empezó a levantar sospecha”.

Según la síndica, cuando Isidro Ibarra respondió arbitrariamente la solicitud de el juez, se citó al hoy exfuncionario municipal a dar una explicación, frente a los integrantes del cabildo, y ante esta situación Ibarra Morales, según lo comentó, se portó de una manera grosera y los insultó.

“El se portó de manera grosera en una reunión donde precisamente el cabildo le llama para que él exponga sus motivos, el porqué hizo esa contestación de manera arbitraria sin que nadie estuviera enterado, ni siquiera el presidente municipal y él de manera grosera, nos deja sin ninguna explicación, se va, se va insultándonos y bueno, ese fue uno de los motivos, la decisión está tomada”, finalizó.

 

Con información de Panorama Informativo.