Marina podría tomar el control policial en BCS: llegarán 800 gendarmes y 1,200 marinos más

Ricardo Barroso, precisó que el gobierno federal se comprometió a enviar 800 gendarmes y 1,200 marinos más para reforzar la seguridad en el estado

La Paz, Baja California Sur (BCS). Según lo dio a conocer el periódico nacional Milenio, la Secretaría de Marina tomaría el control de las policías Estatal y Municipal en La Paz y Los Cabos con la llegada de 2,000 elementos más; esto luego de la ejecución de quien fuera titular de la Comisión Estatal de Derechos Humanos en Baja California Sur, Silvestre de la Toba Camacho.

Luego del fallecimiento del ombudsman y su hijo, a manos del crimen organizado, el presidente de la Comisión de Marina del Senado, el priísta Ricardo Barroso, precisó que el gobierno federal se comprometió a enviar 800 gendarmes y 1,200 marinos más para reforzar la seguridad en el estado; así mismo, en el marco de la inauguración de la escuela de aviación en el municipio de La Paz, el presidente de la república mexicana Enrique Peña Nieto, aseguró que el asesinato de De la Toba no quedará impune y anunció el despliegue de más elementos federales en la entidad.

“Necesitamos ampliar la presencia el estado, reforzar con personal capacitado sus áreas de Seguridad Pública, fortalecer sus medios de inteligencia, sanear y depurar sus cuerpos de seguridad y de procuración de justicia”, mencionó en el marco de su gira en Baja California Sur, por la conmemoración del Día de la Armada. 

Del mismo modo, según lo precisó Milenio,  los presidentes de comisiones estatales de Derechos Humanos solicitarían a la brevedad, una reunión con el presidente Enrique Peña Nieto y con los integrantes de la conferencias Nacional de Gobernadores (Conago) y de Procuradores para exigir que se esclarezcan los crímenes contra los defensores.

Durante un homenaje póstumo al ombudsman sudcaliforniano, asesinado junto con su hijo el lunes por la noche, el presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), Luis Raúl González Pérez, pidió al gobierno que su respuesta sea “del tamaño del artero crimen que se cometió”, por lo que exhortó a que se fortalezca el mecanismo de protección de los defensores y les brinden las garantías y condiciones para el ejercicio de su trabajo.

Finalmente, González Pérez dijo que varias regiones del país enfrentan una crisis de seguridad, que obliga a abordar soluciones integrales, al tiempo que resaltó que los gobierno locales tienen deudas con la ciudadanía en esta materia, que falta coordinación con la Federación y que hay una ausencia de una política integral para atender la inseguridad. “No tenemos una fiscalía autónoma, ni un fiscal anticorrupción, no tenemos un fiscal de Delitos Electorales… no tenemos un mando policial”, mencionó.