Tres Santos, un proyecto enquistado en BCS

"Desde que presentó su manifestación de impacto ambiental (MIA) hubo graves incongruencias"

La Paz, Baja California Sur (BCS). A casi 2 años de aprobado el proyecto Tres Santos en Baja California Sur, ha generado una fuerte oposición y descontento de los todosanteños debido al incumplimiento de promesas y a la disputa por el uso del agua y por las concesiones de una playa que, hasta hace poco, había sido utilizada principalmente por los pescadores. El proyecto aprobado de forma ilegal por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), sigue sin cumplir las condicionantes de su autorización, exacerbando la problemática.

El 16 de diciembre del 2013 la delegación de Semarnat en BCS autorizó “Playa Santos”, proyecto que comprende la construcción de 4,495 unidades habitacionales (2,050 residencial alto, 1,450 comercial y servicios y 970 residencial turístico y 25 comercios), una planta desalinizadora, y demás infraestructura en el poblado de Todos Santos, BCS, en una extensión de más de 4 millones de metros cuadrados. Una vez autorizado, el proyecto cambió su nombre a “Tres Santos”. El permiso se otorgó para 25 años de construcción y 50 de operación.

Desde que presentó su manifestación de impacto ambiental (MIA) hubo graves incongruencias. Los promoventes del proyecto copiaron textualmente porciones extensas, más bien capítulos completos de la MIA del polémico proyecto turístico “Punta Brava”, promovido por el golfista Tiger Woods en Ensenada, Baja California, mismas que fueron presentadas como propias en el documento que Semarnat aprobó. Así mismo, presentaron el trámite con una modalidad errónea, MIA “particular” en vez de “regional”, que es como pedir que te evalúen los impactos ambientales de una casa cuando quieres construir un fraccionamiento. Con esta modalidad, los promoventes evitaron que el proyecto fuera evaluado en las oficinas centrales de la dependencia, por lo que la decisión de aprobarlo cayó en manos del Delegado en BCS, José Carlos Cota Osuna, y así, el entonces Playa Santos, se convirtió en su primer proyecto aprobado desde que tomó el cargo.

La decisión de darle palomazo a Tres Santos en su momento pasó por encima de la opinión de la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (Conabio), al expresar que: “…se presenta poca información del efecto que las descargas de salmuera pueden tener en el ambiente circundante, además, no existe un análisis que considere los efectos sobre los organismos marinos, ni desde una perspectiva regional. Finalmente, debido a la falta de estudios necesarios y a la incongruencia en ciertos datos de áreas a deforestar y áreas a reforestar, además de la falta de medidas de mitigación en el documento, hace considerar a esta Comisión que la instalación del proyecto no es ambientalmente aceptable”.

Respecto a la playa Punta Lobos, sitio utilizado por los pescadores desde hace décadas para dejar sus embarcaciones e instrumentos de pesca, ni las concesiones de zona federal marítimo terrestre (Zofemat) del proyecto, ni la de los pescadores tienen señalado correctamente el polígono, es decir, las coordenadas están mal ubicadas gracias a la Semarnat, sin embargo, ya se solicitó una delimitación ante la dirección de Zofemat de la misma dependencia, pero por lo pronto “Tres Santos” ya construyó infraestructura que ha desplazado a pescadores, y que por cierto, se vio fuertemente erosionada tras temporales pasados.

En la misma autorización de impacto ambiental ilegal se lee que “El proyecto no tiene contemplado dañar o remover ninguna de las especies del humedal, por el contrario el proyecto pretende ayudar al cuidado, mantenimiento y desarrollo de las mismas, promedio de un Programa de Monitoreo y Conservación del Humedal Punta Lobos”. Entre las diversas promesas o programas que deben desarrollar y presentar semestralmente, están el programa de manejo de residuos sólidos, de monitoreo de playa, de monitoreo de la calidad del agua, un convenio con el Grupo Tortuguero de Todos Santos A.C., entre otras. Su resolutivo también establece que las actividades autorizadas deberán realizarse de tal forma que no interrumpan los corredores biológicos, terrestres y marinos, debiendo tomar las provisiones necesarias para facilitar el libre tránsito de la fauna local, contar con una concesión de la Conagua para utilizar agua salobre y desalinizarla, y aunque parezca increíble, la Semarnat solicita que se estimen los volúmenes de agua a utilizar, es decir, se autoriza el proyecto sin saber cuánta agua utilizará.

Sin duda la condicionante más polémica, y más debido a las recientes protestas, es la señalada con el número 9 en su resolutivo, la cual citaré textualmente: “Las Promoventes se coordinarán con los grupos sociales locales, con quienes comparte el aprovechamiento de los recursos naturales costeros, con el propósito de garantizar la conservación y desarrollo de éstos, particularmente en lo que respecta a las zonas de playa y del humedal de Punta Lobos”. Sin duda, una condicionante que no se está cumpliendo, y que los plantones y manifestaciones de los todosanteños han puesto en evidencia.

Las anteriores son condicionantes que no se hacen públicas de facto, por lo tanto, no sabemos si se han cumplido o no, y que ante el conflicto, tanto las autoridades como los promoventes deben socializar, ya que, como en todos los permisos de impacto ambiental que otorga la Semarnat, el incumplimiento de las condicionantes es motivo suficiente para cancelar la autorización. Por ello el llamado es a Profepa para que verifique que esto realmente suceda y hagan cumplir la ley, y a los todosanteños para que fiscalicen y en su caso, denuncien los compromisos no cumplidos de los promoventes y otras irregularidades.

Acerca del autor

Alex Olivera

Alex Olivera

Comentario

Da click aquí para poner un comentario

  • Los funcionarios de gobierno y los inversionistas aparte de ver por la inversion van por otras que les den ganancias y para esto revuelven todoy confunden a la sociedad, resultado……pleitos legales, degradacion de la flora y la fauna y todo esto por la ambicion desmedda hasta de los mismos perjudicados .