A 6 años, sin resolverse crimen de estudiante del Tec de Monterrey originario de Todos Santos

Se organizó una protesta en la sede de la PGR en la Ciudad de México para exigir justicia por el caso de los estudiantes Jorge Antonio Mercado y Javier Francisco Arredondo, del Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey
Comparte esta noticia en:

La Paz, Baja California Sur (BCS). Fue noche del 19 de marzo de 2010, que los jóvenes estudiantes Javier Francisco Arredondo Verdugooriginario de Todos Santos, al Sur del municipio de La Paz– y Jorge Antonio Mercado, estaban en el campus practicando deporte cuando comenzó un tiroteo entre sicarios y militares en Nuevo León, Monterrey, donde finalmente perdieron la vida; a 6 años de los hechos, las muertes siguen sin esclarecerse, lo que recientemente ha provocado una protesta en las instalaciones de la Procuraduría General de la República.

Sin Embargo publica que después de todo este tiempo, los responsables no han sido acusados formalmente, y el caso sigue estancado en la etapa de investigación; funcionarios públicos han dicho a las familias que el caso está listo y sólo falta consignar a los presuntos responsables, cosa que hasta la fecha no ha ocurrido.

Cabe recordar que la primera versión que dieron las autoridades para explicar el crimen de Arredondo Verdugo y Mercado es que los estudiantes del Tecnológico de Monterrey eran sicarios, lo que fue rechazado rápidamente por la institución educativa, que aclaró que éstos contaban con una beca de excelencia y destacado desempeño académico.

En los últimos meses, los familiares de los estudiantes se reunieron en la Ciudad de México con el subprocurador Gilberto Higuera, quien les dijo que “el caso ya estaba listo”, pero que “quería revisarlo personalmente” –se cita en la misma fuente–; luego les dijeron que el caso iba a estar en los juzgados a principios de año, que volvió a aplazarse.

El medio nacional señala que “según las conclusiones a las que llegó la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH), la escena del crimen fue manipulada para hacer creer que los estudiantes estaban armados y formaban parte del grupo de sicarios infiltrados ese día en el campus. En la revisión del expediente, indica el directivo de Amnistía Internacional, los familiares pudieron comprobar cómo se produjo la alteración de la escena y se dieron cuenta de que “lo que hubo ahí era un asesinato”. Además, la CNDH dijo que la actuación de los soldados omitió proteger la integridad física de las personas que se encontraban en el lugar del enfrentamiento, como especificaron en una recomendación que remitieron al Ejército. Los familiares, apunta Quiroz, están “extremadamente frustrados y desilusionados”, pero guardan esperanza de que llegue finalmente el juicio”.

Fue el pasado jueves, cuando Amnistía Internacional promovió una videoprotesta en las afueras de la PGR en la Ciudad de México; y por otra parte, la Asamblea Estudiantil del Tec de Monterrey organizó otro acto para recordar a Mercado y Arredondo, al sexto año de la tragedia.

Con información de Sin Embargo / Foto: CNN México.


Comparte esta noticia en:
×

Powered by WhatsApp Chat

×