Iba por un licuado y terminó con vidrios en el intestino; mujer denuncia a panadería de La Paz

Foto: Facebook Marichell
La mujer afectada busca llegar a acuerdo con la panadería de La Paz, donde ingirió vidrio; gastó más de 8,000 pesos en su atención médica
Comparte esta noticia en:

La Paz, Baja California Sur (BCS). Mediante redes sociales, una mujer denuncia públicamente a conocida panadería de La Paz, al asegurar que —tras haber ingerido un licuado que contenía vidrios—, su intestino resultó con fisuras; si bien intentó hablar con la dueña para mediar el asunto, y hacerlos responsables por 8,121.28 pesos gastados en su atención médica, esta no la recibió. 

“Pedí un licuado de frutos rojos y (…) todo normal con popote le tomé hasta un cuarto de licuado cuando sentí algo en la garganta, en ese momento pensé que se me había ido un hielito o fruta, seguí tomando hasta que sentí unos pedacitos ya más grandecitos cuando me lo saco de la boca y me doy cuenta que no es hielito triturado si no vidrios”, explica Marichell “N” en Facebook. 

Continúa narrando que le hablaron a la mesera para explicarle lo ocurrido, en respuesta el gerente les da la razón y les ofrece cambiarlo por otro; sin embargo, al día siguiente relata que comenzaron los dolores, por lo que fue con un especialista, quien no la pudo atender hasta el lunes. 

“Sentía el estómago súper inflamado y ya no aguantaba empecé hacer del baño con sangre y vomito (…) El Dr. nos dijo que tenían que hacernos un ultrasonido para ver si no tenía algún líquido por dentro, en el ultrasonido salió que solo tenía inflamado él intestino, pero no se miraban los vidrios”, asegura. 

Foto: Facebook Marichell

Si bien la internaron para saber cómo proceder con su caso, pasaron horas con fuerte dolor, hasta que le comentaron que una operación sería necesaria, pero decidió, junto con su pareja, ir al hospital Salvatierra para una segunda opinión. 

“Llegamos, igual me tuvieron ahí haciéndome estudios, pero lo que ocupaba era una endoscopia para revisar si aun traía vidrios o por qué tenía tan inflado los intestinos, a lo que me comentaron los enfermeros que no había endoscopia ahí qué mejor buscáramos un médico que me la realizara si no ahí me iban a tener”, continúa relatando. 

Finalmente, a las 4:00 de la madrugada acudieron a que le realizaran una endoscopia, donde salió que tenía fisuras en el intestino, de ahí la inflamación al momento de comer; procedieron a acudir al local, pero no obtuvieron respuesta favorable a su caso. 

“Fuimos al lugar de los hechos y no se quisieron hacer responsables que por qué según ese problema yo ya lo traía (…) No se quieren hacer responsables de todo lo que gastamos. No procedimos demandar por qué esperamos hablar con la dueña y llegar a un acuerdo de todo lo que se gastó, pero no quiso hablar con nosotros”, finaliza el relato, especificando que ocurrió en el restaurante Dulce Romero. 

En total, según las imágenes adjuntas se gastaron 8,121.28 pesos; de los cuales 1,617.28 pesos son de la endoscopía, 1,300 de honorarios médicos, más 5,204 por haberse internado en una clínica. 


Comparte esta noticia en:
4 Comentarios
Los más viejos
Lo más nuevos Más votados
Inline Feedbacks
Mirar todos los comentarios
Alejandra
Invitado
Alejandra
1 mes hace

Y cuál es el nombre de esa panadería o pastelería para no ir, digo, merecemos la info completa, o no??

ElFisgonMorbosin
Invitado
ElFisgonMorbosin
1 mes hace
Responder a  Alejandra

Fue en el negocio Dulce Romero panadería y orgánicos.

Curcly
Invitado
1 mes hace

Lee alejandra lee

Raúl
Invitado
Raúl
1 mes hace

Alejandra leyó bien la nota. La nota no es clara y no otorga información precisa. Esto es un hecho recurrente en muchas de las notas de este medio de comunicación.

×

Hello!

Click one of our contacts below to chat on WhatsApp

×