Las dos arañas más letales de México viven en los hogares de La Paz

En BCS existen alrededor de 440 especies de arañas distintas, cerca de 50 de ellas habitando inmediaciones e interiores de las casas paceñas
Comparte esta noticia en:

La Paz, Baja California Sur (BCS). En BCS existen alrededor de 440 especies de arañas distintas, cerca de 50 de ellas habitando inmediaciones e interiores de las casas paceñas, sólo dos de ellas contienen venenos “letales” y “ambas son de hábitos nocturnos”. Se trata de las arañas más peligrosas en México, según Víctor Velázquez, director del herpetario de La Paz, la Latrodectus mactans, mejor conocida como viuda negra o capulina, y la Loxosceles laeta, conocida como araña de los rincones, araña café o araña violinista.

Víctor Velázquez asegura que la viuda negra lleva “mucho tiempo” residiendo en BCS, a diferencia de la violinista, que arribó aproximadamente en el año 1975 e ingresó, indica, “por la zona norte”, pues este ejemplar “es más común en California”.

La Latrodectus mactans mide de 2.5 a 3 centímetros y únicamente las hembras son venenosas, “los machos son totalmente inofensivos”, pues “carecen de glándulas venenosas” y “su única función es el apareamiento”, por lo que regularmente la hembra lo devora después del apareamiento, un comportamiento que se repite en “casi todos” los artrópodos.

viuda negra

La capulina “posee un veneno neurotóxico que actúa sobre nuestro sistema nervioso, entra en los enlaces de la sinapsis, donde está el intercambio de neurotransmisores, los cuales bloquea, bloqueando así el músculo del diafragma, provocando el paro respiratorio y la muerte […] Tiene dos quelíceros pequeños, afortunadamente, lo que hace que no atraviese muy bien el tejido epitelial, reduciendo mucho los accidentes fatales […] Su veneno es tan potente como el de una cobra, pero la diferencia es la dosis”.

Cada hembra tiene hasta 1,500 crías al año, “las arañitas al nacer buscan las partes altas y se dejan llevar por el viento, se cuelgan con su telaraña y que el viento haga el resto, llegando a encontrar arañas pegadas en las alas de los aviones […] Normalmente estas arañas se encuentran en esquinas o haciendo sus telarañas debajo de los muebles de madera”.

En el caso de la Loxosceles laeta, explica el director del director del herpetario de La Paz, “no es muy común que le guste vivir dentro de las casas, pero esto no quiere decir que cuando no encuentre un lugar adecuado se asiente en colonias de hasta cuatro arañas”.



Este ejemplar “lo más común es encontrarla detrás de cuadros y las cabeceras de las camas”, además, “los dos sexos son venenosos”. La violinista “tiene un veneno proteolítico o hemotóxico”, el cual “ataca las células y causa necrosis severa, pero cuando llega al torrente sanguíneo puede trasladarse al bazo o los riñones, causando insuficiencia renal, o al cerebro, causando derrame cerebral”.

Y a pesar de ser “una araña totalmente inofensiva al ser humano”, la tarántula sudcaliforniana es “la que más mala reputación tiene”. La tarántula de BCS “es una especie endémica”, asegura Velázquez, precisando que “todavía está en estudio”, ya que “se conoce su género pero en realidad todavía como especie clasificada no está”. La tarántula peninsular “originalmente se creía que era la misma desde Ensenada, pero los recientes estudios las separaron”, anota, subrayando que “es un mito que los cabellos o los bellos de las tarántulas se nos van a meter entre la piel, en los poros y que se van por el torrente sanguíneo, incluso sus mordeduras no van más allá que un piquete de abeja, incluso menos”.

tarantula bcs

En el caso de las viudas y las violinistas, “no son animales que estén en peligro de extinción”, explica, el director, por lo que es recomendable, señaló, eliminarlas de los hogares, pues “manipular animales venenosos, y más cuando no conoces un organismo, es un error grave”. Otra recomendación, en caso de no desear matar al animal, es “hablar a expertos” para que traten con él.

“Me voy a ver en controversia, porque me van a decir ¿proteges o no proteges?, y sí protejo, pero no son animales que deban estar en tu casa, porque sería tonto decir que primero está la araña que tu hijo, que tu esposa o cualquier miembro de la familia, por lo tanto son animales que tenemos que erradicar de las casas, desafortunadamente […] No se trata de satanizar a ningún animal venenoso, todos tienen una función dentro de los ecosistemas, controlan plagas, son alimentos para otros animales, entonces lo mejor que se puede hacer es instruirse acerca de estos animales y la mejor defensa que puedes tener ante ellos es el respeto”.

En el caso de las tarántulas, precisa que “estos animales sí están en riesgo” y en México “tienen una protección especial”, por lo que “si están en el jardín es recomendable dejarlas ahí, o en su caso llamar al herpetario o colocarlas en algún recipiente y liberarlas”.

La especialista en tema de artrópodos María Luisa Jiménez, del Centro de Investigaciones Biológicas del Noroeste (Cibnor), ha elaborado estudios en BCS durante varios años, concluyendo que en la media península todas las especies son introducidas. Asimismo, determinó que la invasión de arácnidos e insectos nocivos en las casas es resultado de un inadecuado reglamento de construcción municipal, el cual permite un rápido crecimiento urbano en zonas en estado salvaje.

Las arañas más comunes en los hogares de La Paz, ha descubierto Jiménez en sus estudios, son la Artema atlanta, una araña de la familia Pholcids que se encuentra en todos los continentes del mundo excepto en la Antártida, donde hace demasiado frío para que puedan sobrevivir, con una presencia del 24.6 por ciento.

Arana artema atlanta

La Latrodectus geometricus, o viuda café, nativa de Sudáfrica y vista por primera vez en Estados Unidos en 1935; también es conocida como viuda gris, con una parte inferior café y geométrica y se caracteriza por ser muy venenosa, pero también por ser muy tímida y cuando muerden no inyecta todo su veneno. La incidencia domiciliaria es del 14.1 por ciento.

Arana Latrodectus geometricus

Le sigue la Plexippus paykulli, o araña saltadora, es de la especie de arañas robustas. Está cubierta de pelos cortos y la hembra es ligeramente más grande que el macho. Los sexos son fáciles de distinguir porque los machos tienen un caparazón negro y el abdomen con una amplia franja central blanca, así como otra amplia franja blanca a cada lado y un par de manchas blancas cerca del extremo posterior del abdomen. La hembra, en cambio, es color gris parduzco, siendo más oscuro especialmente alrededor de los ojos, con una amplia franja marrón que se extiende hacia el abdomen. Habita en el 7.7 por ciento de las casas.

Arana Plexippus paykulli

La cuarta más común es la Heteropoda venatoria, conocida también como araña de la madera o araña cangrejo, es encontrada en el 5.1 por ciento de los hogares paceños. Esta araña se alimenta de insectos capturándoos directamente, en lugar de hilar telas. En su mordida, la Heteropoda contiene la toxina HpTX2, un bloqueador de los canales de potasio, no mata a los seres humanos pero es muy dolorosa. En algunas zonas tropicales se considera un residente útil, debido a su alto consumo de insectos y plagas.

Arana Heteropoda venatoria 2

María Luisa Jiménez elaboró el estudio Arañas de humedales del sur de Baja California, donde confirmó que se han registrado aproximadamente 440 especies en el estado, de las cuales el 13. 6 por ciento son endémicas.


Comparte esta noticia en:
2 Comentarios
Los más viejos
Lo más nuevos Más votados
Inline Feedbacks
Mirar todos los comentarios
Paul Klee
Invitado
Paul Klee
6 años hace

excelente artículo, sólo faltó la imagen de la violinista para que la gente esté más informada; por cierto, cuando uno anda en huaraches no es recomendable tratar de matar a las violinistas, se mueven muy rápido y suelen morder los pies; en otros estados de la república se reportan más ataques de estas arañas, no se si son subespecies distintas pero hay que tener cuidado.

trafc4580
Invitado
trafc4580
6 años hace

Thank you.
for the contribution.

×

Powered by WhatsApp Chat

×