Rubén Muñoz construye ciclovía para ricos, en La Paz; pasa a una cuadra de su residencia

La nueva ciclovía hará recorrer al común de la gente 1 kilómetro más de lo necesario, pues se desvía por un barrio residencial en el que habita el propio alcalde Rubén Muñoz
Comparte esta noticia en:

La Paz, Baja California Sur (BCS). La construcción de una nueva ciclovía en La Paz, anunciada por el alcalde Rubén Muñoz Álvarez, generó expectativas entre la población; sin embargo, su edificación ha sembrado muchas dudas, puesto que la ruta trazada, lejos de facilitar la movilidad de los ciclistas, provenientes en su mayoría de barrios clasemedieros, les hace el trayecto más largo y tedioso hasta el malecón, pues en lugar de haberse implementado en una vía primaria, como la Abasolo, se decidió que atravesara calles secundarias que tienen en algo en común: casas residenciales donde viven familias adineradas, como una de las mujeres más ricas del mundo, y el propio Presidente Municipal.

La línea roja es el trayecto de la nueva ciclovía de La Paz, la cual en este etapa llegará hasta la altura del CRIT. En el círculo rojo, está la zona del domicilio del Alcalde. La línea verde es la ruta más rápida para llegar al bulevar Colosio, en donde seguiría la siguiente etapa.

Muñoz Álvarez optó irse por el camino más largo. Su proyecto para ampliar la ciclovía proveniente del malecón, podría haberse hecho en un tramo más corto, si hubiese tomado la calle Abasolo, que conecta en forma recta hasta el bulevar Colosio, en donde se pretende sea construida una de las siguientes etapas de la obra; no obstante, prefirió sacarle la vuelta a la estratégica vía, y quiso llevarse la obra por una calle, a la que le cambió de sentido —para formar un par vial—, y que apunta directamente a su domicilio, el cual se encuentra a escasos 100 metros del millonario plan.

La ciclovía que está desarrollando el Alcalde tendría una longitud total de 3.15 kilómetros hasta el Bulevar Colosio; es decir, 1 kilómetro más larga, por no haberse construido por Abasolo

La ruta, propuesta por Muñoz Álvarez, que tiene como objetivo llegar hasta el bulevar Colosio, recorrería 3.15 kilómetros de longitud; en contraparte, el otro trayecto (marcado en línea verde en el gráfico) sólo mediría 2.26 kilómetros, lo que significaría un ahorro de casi 1 kilómetro de recorrido; este último tramo, hubiese supuesto un ahorro de tiempo y esfuerzo para la mayoría de los usuarios de bicicletas en La Paz, pues evitarían adentrarse a un fraccionamiento completamente habitacional —en el que viven personas de alto poder adquisitivo—, y que se localiza lejos de centros de trabajo o negocios que sí son concurridos, como con los que conecta Abasolo: cines, restaurantes, supermercados, gimnasios, bancos y escuelas .

Esta era la vía más corta para llegar a la siguiente etapa de la ciclovía, que no fue tomada en cuenta por Rubén Muñoz, pero que no pasa por su domicilio

El Presidente Municipal del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) no justificó, cuando realizó su presentación ante la prensa, la razón por la que decidió edificar la nueva ciclovía 1,000 metros más larga por esa zona; sólo, se limitó a decir que buscaba mejorar la movilidad no motorizada de las personas. La gente más beneficiadas con esta obra, serán los vecinos ricos del propio Muñoz Álvarez, quienes tendrán como ventaja, además de una nueva opción de transporte, el aumento en la plusvalía de sus millonarias propiedades.

Para lograr su cometido, el Munícipe, modificó el sentido del tránsito de la calle Topete, donde va la ciclovía, con el objeto de crear un «par vial» junto a la Abasolo. Antes, en esta vialidad se circulaba en 2 direcciones, pero ahora sólo lo hace de sur a norte. Este cambio, ha generado críticas en la población, quien se ha mostrado inconforme por las modificaciones. La propuesta no es nueva, ya que en la administración de Armando Martínez Vega se intentó hacer, pero terminaron por recular por la presión ciudadana.

La ciclovía, es tan sólo uno de los ambiciosos proyectos que el Alcalde tiene para su barrio. Hace apenas unas semanas anunció la construcción de un «parque ecológico» en los humedales de El Conchalito, ubicados igualmente en el área de su residencia, el cual le fue clausurado, irónicamente, por violar las leyes ambientales, según la Procuraduría Federal de Protección al Medio Ambiente (Profepa). Aunado a esto, habría que sumarle su intención para erigir en esa área el nuevo Museo de la Ballena y otro Museo de la Concha .

El Munícipe, quien se ha declarado fanático de la bicicleta, ha dejado claro que busca crear o rehabilitar más ciclovías en la ciudad, como la ubicada sobre el bulevar Forjadores, que tiene una mayor afluencia de usuarios; no obstante, prefirió iniciar por la que lo lleva directamente a su casa, y que tendrá un valor de 4.4. millones de pesos.


Comparte esta noticia en:

1
Hola 👋
Dinos o compártenos lo que quieras 🙂
Powered by