Sin registro del virus chikungunya en BCS, pero hay 176 casos de dengue clásico: Salud

La Secretaría de Salud informó que junto con el Centro Nacional de Programas Preventivos y Control de Enfermedades mantiene vigilancia epidemiológica constante
Comparte esta noticia en:

La Paz, Baja California Sur (BCS).  El virus chikungunya no ha infectado a ninguna persona en el territorio sudcaliforniano, confirmó el titular de la Secretaría de Salud en el estado, Virgilio Jiménez Patiño.

La enfermedad, detectada por la Secretaría de Salud Jalisco (SSJ), la contrajo una persona de 39 años quien se infectó en Antigua y Barbuda, en El Caribe. El paciente llegó a la ciudad  de Guadalajara y de inmediato enfermó.

“No puedo afirmar que no lo tenemos, a lo mejor lo tenemos y no nos hemos dado cuenta”, expresó Jiménez Patiño insistiendo que no hay datos en la dependencia estatal de algún caso.  Aseguró que la vigilancia epidemiológica es fundamental para proteger a la entidad.

La Organización de las Naciones Unidas explica que el virus chikungunya se transmite por ciertos mosquitos. “Causa fiebre y dolores severos en las articulaciones. Entre los síntomas también están los dolores musculares, dolores de cabeza, nausea, fatiga y sarpullidos”, expresa el sitio Paho.org.

Chikungunya es algo nuevo, no hay ningún caso, ese se presentó en el estado de Jalisco; este padecimiento hasta ahora es en el único estado que se reportaron casos”, insistió el funcionario estatal.

Dengue

Tampoco hay, dijo, gente con dengue hemorrágico en la entidad. 176 están infectados por dengue clásico, el cual, consideró el más común. Los cuatro cero tipos del virus están presentes en Baja California Sur. La diferencia entre un cero tipo y otro es la gravedad que puede alcanzar el paciente.

El Centro Nacional de Programas Preventivos y Control de Enfermedades tiene personal, reveló, en la capital y otros lugares de la media península. “Aquí nos asesoran porque estamos viendo la resistencia del mosquito al insecticida”, comentó.

Recomendó a los ciudadanos evitar se formen encharcamientos por las lluvias o que en botellas o cubetas quede agua almacenada; en cualquier objeto cóncavo, sin importar el tamaño, son lugares idóneos para que se desarrolle la larva del insecto.


Comparte esta noticia en:
×

Powered by WhatsApp Chat

×